¿En qué nos beneficia practicar pilates?

Cualquier ejercicio físico va a ser beneficioso para nuestra salud , pero hay algunos como el Pilates que tiene muchas ventajas ya que es un deporte de bajo impacto que lo hace más accesible a personas que tienen algún problema de salud o de edad avanzada. 

Todos deberíamos probar a hacer Pilates, porque a veces nos perdemos haciendo cosas que nos sientan bien al cuerpo únicamente por ideas preconcebidas y erróneas que podamos tener.

 

Podemos practicar pilates de forma muy sencilla y con casi nada de material en casa con videos en Youtube o si lo preferimos podemos acudir a un centro especializado o gimnasio donde nos corregirán los errores que podamos cometer, nos guiarán y además podemos tener la oportunidad de socializar con otras personas. Sea la opción que prefieras, te recomiendo que pruebes Pilates.

 

Flexibilidad

Estiramos muchos músculos y articulaciones, sin hacer movimientos bruscos y hasta donde nos de el cuerpo, pero aportamos elasticidad a músculos que no solemos mover, que tenemos más olvidados y que también son importantes.

 

Nos ayuda a controlar el peso

Practicando pilates no perderemos un peso excesivo pero sí que se queman algunas calorías que, al final del día, cuentan en el total del metabolismo, moverse siempre es bueno.

 

Mejora la circulación

Nuestra circulación sanguínea y la oxigenación de los músculos se ven muy recompensadas con el Pilates. El riego de la sangre y el bombeo del corazón se estimulan con el movimiento y si además este movimiento es de todo el cuerpo, mucho mejor.

 

Salud mental

Nos ayuda a desestresarnos, a descansar mejor y a estar en el momento presente centrados en nuestros movimientos. Todo deporte libera endorfinas y el Pilates también. Nos sentiremos más felices y relajados después de practicarlo.

 

Mejora tu respiración

Has de estar centrado en que cada movimiento vaya a la par con las respiraciones, poco a poco notaremos como, aunque antes creíamos que respiramos bien, no lo hacíamos correctamente. Controlar las respiraciones, hacerlas de forma profunda y sincronizada con el cuerpo nos va a ayudar a sentirnos mejor.

 

Aumenta nuestra fuerza

La fuerza o el equilibrio es algo que iremos mejorando poco a poco, nuestro cuerpo se verá más tonificado, y es que aunque no implica grandes pesos si que se trabaja con la fuerza de nuestro propio cuerpo, y al estimular nuestros músculos también favorecemos a que esto ocurra.

 

Mejora la postura corporal

Uno de los puntos más importantes de la práctica de Pilates y que casi podrás notar desde la primera sesión: espalda, cuello y cadera aprenderán cuál es la postura más correcta para realizar cada ejercicio y por tanto eso nos hará llevarlo a cabo también en nuestra vida diaria. Si fuéramos conscientes de la salud postural nos aliviaría muchos de los problemas que padecemos en las espalda.